domingo, 15 de marzo de 2009

Cosas

Ayer fui a ver Gran Torino (Clint Eastwood, 2008). Salí del cine conmocionado por lo que había visto. Quizás no sea la mejor película de Eastwood y no posea el hálito fatalmente épico de Sin perdón (Unforgiven, 1992) y su profundo retrato de una época y unos personajes torturados, ambiguos y humanos, la complejidad moral de Mistic River (Mistic River, 2003), la filigrana narrativa de Bird (Bird, 1988) o la sensibilidad y el fino retrato psicológico de Million Dolar Baby (Million Dolar Baby, 2004), pero es una película que cierra un ciclo dentro de la historia del cine. Igual que Sin perdón mató el western como género, Gran Torino mata una forma de entender el cine. Es una impresión personal que se debe entender como símbolo de una época que se acaba, no tanto por la película en sí, sino por una lectura que se le puede hacer.

Lo importante que ha sido este hombre en mi vida.
Ya sea como director o como icóno.

Momento duro del mes:

Hablando con mi más mejor amigo. Estamos cenando tranquilamente entre risas cuando me suelta:

- ¿Sabes a quién me recuerdas en tu relación con las mujeres?
- ¿A quién?
- A Tony Randall.
- ...
- Sí, a Tony Randall.
- ¿Qué? Joder... ¿qué?
- Sí, porque eres bueno, simpático y entrañable.
- Tony Randall es el bajito de las películas de Rock Hudson y Doris Day. El fracasado. El que nunca se queda con la chica, del que todo el mundo se ríe.
- Sí, pero por eso a todo el mundo le cae bien.
- Pero las mujeres se largan con otro.
- Es que eres igual...
- Vete a la mierda...
- Si lo piensas bien deberías sentirte halagado. Era un gran amigo...
- Que te vayas a la mierda...

El bajito es Tony Randall. Gran secundario. Siempre gracioso.

Y para empezar la semana y recordar a todos los amigos que no están cerca para ir a tomar una cerveza, Pauline Croze nos canta Te's beau.


“Eres bello
Eres bello porque tienes el valor,
De mirar en el fondo de los ojos,
A quien te desafía para ser feliz.
Eres bello,
Eres bello como un grito silencioso,
Valiente como un metal precioso,
Que lucha por curarse de sus golpes.
Eres como un estribillo,
Apenas unas cuantas notas,
Que aceleran mi corazón,
Que aceleran mi alegría,
Cuando pienso en ti,
Ahora.”

5 comentarios:

Girl From Lebanon dijo...

Ayer también vi Gran Torino...acabó y era incapaz de levantarme de la butaca...una interpretación brutal y una historia contada de una manera magistral...

Bss!!

Marc dijo...

hombre, tampoco hace falta que mandes a la mierda a tu amigo. al menos te compara con un personaje bueno. peor seria si le recordaras a aznar, o a angel cristo...o a el exorcitas. no se, digo yo vamos

ya veré Torino, aunque pones las expectativas por las nubes!

Jorge dijo...

Marc: ya se que Tony Randall es bueno... y gracioso... y gran amigo... pero es Tony Randall (o por lo menos el personaje que interpretaba en aquellas películas). Digamos que tal como anda el corazón, no fue apropiado. Divertido, eso sí.

Y sobre Torino... no es tanto la película como una interpretación personal de ella y de lo que significa. No puedo entrar en detalles sin destripar nada. Es una buena película, eso sí. Y para ir al cine lo mejor es entrar en la sala sin ninguna espectativa. Mirada y cerebros puros.

Lebanon: Te entiendo, reina. Me pasó lo mismo.

Opah dijo...

Amigo:
1- Quiero ver esa pelicula, que vi sus trailer y me gusto.

2- jajaja, las conversaciones que tenes con tu amigo son muy graciosas.

3- Me encanto la cancion...=)

4- Si apague la luz, vos no te olvidaste de apagar el gas?

Beso.

Jorge dijo...

Opah: tranquila. No tengo gas en casa, pero lo apagué de todas formas.

Beso a vos.