domingo, 4 de enero de 2009

Doce cosas que no hice en fin de año

Prometo que cuando de una vez por todas acaben las fiestas (¿por qué en este país tienen que durar tanto, joder?), el blog volverá a sus cauces más o menos habituales con las secciones que de momento se han quedado colgadas. El problema en estos días es que tengo la cabeza en siete u ocho sitios distintos y me cuesta conectar con lo que tengo escrito. A partir del día 7, cuando todo vuelva a la normalidad y los regales se hayan repartido, y empiecen los cambios de libros en la librería y el desierto que serán los tres primeros meses del año hasta la llegada de Sant Jordi comience su andadura..., espero poder conectarme con todo lo escrito. De momento, y a falta de otra cosa, una lista de cosas que no hice en fin de año.

1. Comerme las uvas. Lo siento, me dan asco.

2. Desarrollar poderes mutantes y convertirme en El asombroso hombre centesimal o Escarabajopeloteroman.

3. Salvar al mundo de una invasión alienígena. No por falta de ganas, sino por falta de invasión.


4. Pagar la entrada de una discoteca y fingir que bailo.

5. Hacerme propósitos de año nuevo en serio.

6. Mutilarme, vestirme de fallera o beber gasolina.

7. Ver una película de Chuck Norris.


8. Conocer a una condesa polaca e irme con ella a recorrer el mundo en su yate.

9. Enviar sms después de las campanadas. No me apetecía que el señor Vodafone tuviera un orgasmo cuando le llegarán los beneficios de la noche.

10. Escribir la carta a los Reyes Magos. Soy republicano hasta las últimas consecuencias.

11. Ponerme triste por un año que se acaba.

12. Pensar que el 2009 será un año mejor para el mundo que el 2008.

7 comentarios:

Annabel M. Z. dijo...

Disiento en el punto 12 porque el año 2009 tiene que ser mejor para el mundo que 2008. Al menos tenemos un Obama que antes no...
Uno de mis propósitos es positivizar antes de tocar fondo, por eso me alegra que 2008 haya acabado.
Y... jaja, yo sí tomé uvas (aunque no me gustan) e incluso convencimos a 15 gabachos para que lo hicieran con nosotros. Al final conseguimos ver las campanadas en el Perigord por Internet en la TV3, las otras cadenas no nos funcionaban. Muy curioso.

Jorge dijo...

Reconozco que tengo el problema de ser de los puros y duros descreídos. Creo que este año será igual que el pasado en lo tocante al mundo... Llámame pesimista, pero es que la mejora depende de los seres humanos y, la verdad, visto lo visto...

Feliz año Annabel.

ps. Las campanadas en tv3... genial la cara de Molina con los manifestantes... Un gran momento.

Cloe dijo...

Yo tambien odio las uvas, por suerte en Argentina no hay esa costumbre...en España siempre me quedaba como una autista frente al televisor viendo como todos se atragantaban a uvas y yo comía pasas jaja.

Besos y que todo vuelva a la normalidad pronto!

Lali ( La gralla) dijo...

Hola jorge !!
Aqui una esperando la traca final de estas fallas navideñas !!

por cierto : estoy de los malditos vampiros de la MEyer hasta los mismisimos $%&@###$$%%&& !!!!!

Un abrazo

Jorge dijo...

Cloe: y a parte de que no me gustan las uvas está el hecho de confiar mi buena suerte a unos frutos... digamos que prefiero pensar que no se depende de algo tan tonto.

Lali: Yo también, tranquila. Odio a os puñeteros vampiros... El 24 se me puso a llorar una adolescente porque se me había acabado "Amanecer". Pero con un disgusto... unos lagrimones...

a(nn)a dijo...

Estaria bé això de fer-se una llista de propòsits que NO compliré aquest any.
D'aquesta manera veus les coses d'un altre punt de vista, no t'estresses a l'intent de voler complir aquell que era el número 3 de la llista :)
no?

Jorge dijo...

A(nn)a: jo ho faig. Cada any una llista de coses que sé que no faré. Estalvia temps i feina. I és molt més honest.